domingo, 8 de junio de 2014

Crostata con mermelada - Masa Frola

Primavera, verano...todos locos haciendo mermeladas, conservas, confituras...no es casual, las mejores frutas y hortalizas son típicas de estas estaciones. 
Me gustan mucho sobre todo la de fresas (aquì mi receta!), de cerezas y de albaricoques y, aunque nunca he tenido la costumbre de comerlas para desayunar, sí que amo usarlas para las tartas o mezclándolas con el yogur.
Esta vez he optado para preparar una buena crostata que con las mermeladas es perfecta. Cualquiera, en serio!Yo en este caso he usado la de cerezas ;)
La base es de masa Frola, una masa que tiene mucha historia por detrás y que se llama así porque su principal caractétistica es ser friable.
Es un tipo de masa especial para hacer pastelitos (sobre todo para el té), crostata con mermelada o con fruta fresca (aquí mi receta), pero claro...te tiene que gustar mucho la mantequilla!
No es para nada difícil de hacer, lo único es que hay que amasar los ingredientes muy rápido, el riesgo es que se quede dura después de la cocción. La ùnica variaciòn es que normalmente se pone ralladura de limòn, mientras yo led he puesto la de naranja.

Ingredientes para la masa:
300 gr de harina
200 gr de mantequilla
1 huevo
la ralladura de medio limón (yo usé media naranja)
100 gr de azúcar
1 pizca de sal

1 tarro de la mermelada que más te guste



 1.Pon en un bol la harina, la mantequilla recién sacada de la nevera cortada en taquitos, el azúcar, la ralladura de la naranja, el huevo y la pizca de sal. Amasa rápido, hasta que puedas crear una bola que envolverás en papel transparente y que dejarás reposar en la nevera por lo menos una media hora (una hora sería perfecto!)



2. Coge una molde de horno redondo (24 cm de diámetro) y empieza a estirar la masa, aydandote con un rodillo, guardando un poquito para las tiras, hasta que cubra la entera base del molde. No hace falta poner nada, la masa misma solterá la mantequilla y no se pegará durante la cocción.



3. Deja un borde de un centímetro y vierte la mermelada. Ahora las tiras: coge la masa que has guardado antes, estírala con el rodillo (echa harina por debajo de la masa y en el rodillo para que no se pegue) y córtalas, el ancho lo decides tú.

4. Hornea durante unos 40' aprox, o por lo menos hasta que no empiece a dorarse, a una temperatura de 180º.

5. Deja que se enfríe y sirve.






Qué aproveche ;)

3 comentarios:

  1. Hola,

    ¡Hemos visto que tienes muchas recetas! Te queremos presentar la página Todareceta.es, una comunidad donde los blogueros de cocina pueden compartir juntos todas sus recetas, ¡seguro que los usuarios disfrutarán con tu blog!
    Hemos creado también un Top blogs de recetas, donde podrás encontrar la lista de los más de mil blogs que ya se han añadido, y también podrás añadir el tuyo. ¡Y no te tienes que preocupar, porque todo es gratuito!

    ¡Estamos a tu disposición!
    Andreu
    Todareceta.es

    ResponderEliminar
  2. Que ricura de tarta y con ese acabado me parece una idea estupenda.....besitos.

    ResponderEliminar